jueves, noviembre 30El Sonido de la Comunidad
Shadow

Perfecto Romero: el fotógrafo de la columna guerrillera del Che

Después del triunfo revolucionario Perfecto Romero comienza a trabajar en la revista Verde Olivo y continúa su función como fotorreportero de la Revolución.

perfecto
Perfecto Romero junto a Alfredo Rodríguez en el Museo de Cabaiguán

Por: Daisy Pilar Martín Ciriano.

Durante estos días próximos el arribo del Che y sus hombres  al Escambray, se rememora la incorporación del cabaiguanense Perfecto Romero Ramírez. Con su llegada se enmarca un importante momento de la Historia de la lucha guerrillera en la provincia de Las Villas. A pesar de estar solo acompañado por una cámara fotográfica, logró ser captado por la suspicacia del Che, para dar utilidad a su estancia en el lugar, sin incorporarlo a los soldados guerrilleros.

Aún este octogenario fotógrafo recuerda como el jefe guerrillero al observar su cámara fotográfica colgada del cuello, le preguntó su disposición para recoger las instantáneas de cada día, de los combates, de las escaramuzas, incluso del paisaje.

Cabaiguán guarda el orgullo de que este fotorreportero sea registrado como hijo en su suelo desde inicios del año 1936 y que a través de los hermanos Rojas, Alfredo Rodríguez Peinado y las hermanas Rodríguez, ingresara al Movimiento Revolucionario 26 de Julio. Por estas inquietudes revolucionarias es que ascendió al Escambray en 1958 y se incorporó a la Columna 8 Ciro Redondo.

A pocos días de encontrarse en macizo montañoso participó como guerrillero en el derribo de puentes de la línea del ferrocarril y de la carretera Central, el ataque y toma de Fomento, Cabaiguán, Santa Clara y otras acciones  hasta llegar a la Cabaña, en la Habana, el día 2 de enero de 1959. Durante todo este período recogió en su impronta valiosos instantes, que solo su lente pudo captar y conservar, como memoria gráfica de la vida guerrillera.

Después del triunfo revolucionario Perfecto Romero comienza a trabajar en la revista Verde Olivo y continúa su función como fotorreportero de la Revolución, participando con su obra en numerosas exposiciones, tanto dentro como fuera del país.

Hoy, parte de ese quehacer fotográfico, se exhibe en exposiciones, programas de TV y textos. Algunos de los conocedores de su extensa obra, reconocemos su impronta y con orgullo lo hacemos saber. En cambio este modesto fotógrafo no ha hecho nunca reclamo alguno y con una sencillez humilde narra la historia de cada momento recogido en la foto, habla de otras exposiciones o simplemente sonríe con una nobleza infinita que lo hace más grande en su profesión y su ejemplo.

Publicación Recomendada:

Reclaman pioneros y maestros cabaiguanenses cese de la guerra y paz para Palestina (+ Fotos)

Impactos: 18

Compartir: