lunes, junio 14El Sonido de la Comunidad
Shadow

Treinta y tres años tras las huellas de la historia

3 foto trabajo aniversario historiadores

Por Hugo Crespo Crespo

El 16 de mayo de mil 987, se fundó en el otrora Instituto Superior Pedagógico Capitán “Silverio Blanco Núñez”, la Unión de Historiadores de Cuba en Cabaiguán,  en la cual se recuerda la impronta de algunos que actualmente están en ella y otros que ya no integran sus filas.

Posteriormente en el año  2003, se reestructura este gremio y fue electa su nueva directiva entre los que se encontraban Francisco de Asís Barroso Reyes como presidente, Rey Sebastián Fernández Corral como vicepresidente, Jesús Armando Martínez Gómez como organizador e Iliana Valdés Rodríguez como tesorera, quien en años posteriores estuvo al frente de la Unión hasta su entrega en el año 2012 a Hugo Crespo Crespo.

A partir de esta fecha comienza una etapa de crecimiento de la membresía y acciones en favor de su objeto social donde, de una cantidad de 22 afiliados en ese año2 012, se alcanza una cifra de 38,la cual se ha mantenido en los últimos ocho años.

 A partir de esa fecha, el ejecutivo de la organización a nivel municipal también lo conformaron Marilín González Hernández como vicepresidenta, Humberto Solís Angerí y Daysi Pilar Martín Ciriano como organizadores y Katiuska Morales Venegas como tesorera. 

La   Unión de Historiadores de Cabaiguán, también la integran una primera generación de   reconocidos investigadores, historiadores y escritores como son los casos de Mario Luis López Isla, Esther Lidia Vázquez Seara,Mireya Iglesias Rodríguez, Héctor Inocente Cabrera Bernal, Marlene García Pérez, y Carlos Abreu López, quien a su vez fue fundador de la organización en la provincia espirituana.

Después se incorporan otros compañeros que también han dado fuerza a cada una de sus actividades y acciones, entre los que sobresalen Carlos Alfredo Díaz Hernández, matemático devenido en historiador, Olimpia Marichal Medina, Ricardo Fernández Labrada, Mildrey Rodríguez Alemán, Rafael Ángel Rangel Canteli, María del Carmen Cañizares Carmona, Osbel Ramón Díaz Mondeja, Martha Isabel Torres Díaz, Surmaily Pérez González, Fidel Cudello Pérez,  Jorge Silverio Tejera, Mirta Estupiñán González y Arístides Ramos Lorenzo, entre otros jóvenes que se integraron motivados por las tareas desarrolladas.

Durante este período de 8 años, la Unión de Historiadores en este municipio, ha obtenido en dos ocasiones la sede del acto provincial por el día del Historiador y en el último encuentro efectuado en Sancti Spíritus en 2019 fue reconocida como la mejor sección de base y su presidente fue elegido para participar en la Octava Conferencia Nacional.

Los resultados alcanzados por sus miembros han dependido en gran medida de la interrelación lograda con otros factores de la comunidad, a la estimulación que se pone en práctica con el desarrollo de actividades, eventos, concursos y publicaciones, a la creación del taller de la historia de las luchas campesinas, único que se realiza en el país con apoyo de la Asociación Nacional de Agricultores Pequeños, a la entrega del premio municipal Rogelio Concepción Pérez, con el cual se han reconocido a varios afiliados y otros que se han entregado por parte del ejecutivo provincial y nacional entre ellos el diploma Pablo de la Torriente Brau, el Emilio Bacardí, el Fernando Portuondo del Prado, el Julio Le Riverend y el Máximo Gómez. Además dos  de sus asociados ostentan la Distinción por la cultura cubana.

La Unión de Historiadores en Cabaiguán ha desarrollado una labor encomiable en cuanto a la defensa del patrimonio tangible e intangible del territorio, tuvo una importante participación en las actividades por los doscientos años como punto poblado, en el aniversario sesenta de la masacre de La Llorona y en las seis  décadas de la liberación del poblado.

En esta Organización No Gubernamental cabaiguanense varios de sus miembros son también integrantes de la Sociedad Cultural José Martí, de la Uneac y de la Asociación Canaria,  aspecto que permite mayor vinculación en cada una de las acciones que se desarrollan en defensa de la historia y la cultura  de la localidad y alcanzar reconocimientos nacionales como el Honrar Honra y Utilidad de la Virtud.

De igual forma en relación con la Asociación de Bibliotecarios y Comunicadores Sociales también se han mantenido estrechos lazos, lo cual derivó en el premio nacional de promoción de lectura Raúl Ferrer 2019  para uno de sus afiliados. En este propio año lamentamos la pérdida de Mario Ramón Rodríguez Valero, integrante de esta asociación que dio vida a algunos sucesos  y personalidades de la comarca, relacionados con la última etapa de liberación y posterior del triunfo revolucionario.

Impactos: 474

Compartir: